Traductores

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German temas para windows Spain cartas de presentación Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

YO ME MUEVO POR EL TDAH

 

Patricia Xirasola

En esta tarde de lluvia, hemos coincidido en la misma sala de espera. Tu tienes 10 años y yo 27 pero compartimos el mismo problema.

En silencio, desde mi asiento, te observo. Te revuelves en tu silla y escudriñas con tus ojos todos los objetos y rincones de estas cuatro paredes, a la vez que le dices una y otra vez a tu madre ojerosa “mira esto” “ mira aquello” . Pero ella está cansada y asiente con desgana todos tus comentarios.

Te levantas, te sientas, te vuelves a levantar, das un par de vueltas por el pasillo, vuelves a tu sitio, sacas de tu maleta unos lápices y te pones a dibujar pero cuando vas a buscar el afilador descubres un libro y empiezas a pasar las hojas rápidamente y nuevamente reclamas la atención de tu madre obteniendo las mismas respuestas, mientras los lápices esperan, esparcidos por el suelo, a que te acuerdes de ellos.

De pronto, aparece una enfermera y te regaña por “el cristo que tienes montado” en la sala de espera. Tu mamá reacciona y se enfada contigo a lo que respondes llorando y gritando de forma descontrolada. En menos de un minuto ya te has quedado sin “wii”, sin el balón y sin el ordenador y eso aumenta los decibelios de tu llanto hasta unos límites casi insoportables para el oído humano. Tu no entiendes a tu madre, no entiendes porqué se enfada pero he de decirte que tu madre está luchando por ti, en un mundo muy difícil para los niños como tu y aunque esto no lo comprendas hasta que seas mayor, ella siempre estará a tu lado aunque parezca que no quiere hacerte caso.

Yo te observo desde mi butaca, se qué es lo que te ocurre. Se que tienes tanta energía como yo y millones de ideas que van y viene a mil por hora como esos coches de F1 que tanto te gustan. Se que buscas el cariño de los tuyos, la aceptación de tu familia y compañeros de colegio y que, si tan solo te demostrasen un poquito mas que te quieren, aunque seas impulsivo, tal vez te volvieses un poco mas tranquilo. Se que no te gusta venir aquí, yo también lo odiaba cuando era mas pequeña pero, detrás de esa puerta está la clave. Me gustaría acercarme a ti y contarte un par de cosas o simplemente molestarme en poner atención en todo aquello que quieres mostrarle al mundo entero pero tu madre ya me ha puesto mala cara al descubrir que no te quito el ojo de encima, asi que tendré que conformarme con pensar que puedo decírtelo.

Quisiera decirte que no estás solo ni loco, simplemente tienes un pequeño problema que se resuelve con ayuda, medicación y un poquito de paciencia. Quisiera decirte que lo aceptes, que no creas que tienes un defecto pues no lo tienes. Simplemente eres un niño hiperactivo e impulsivo que si sigue los consejos de su médico llegará lejos. Tu sabes bien lo que significa eso, a ti no te importa ser el que mejor notas tenga, o el que posea mas juguetes, tu lo que quieres es que te valoren y que te quieran tal y como eres. Eso es lo que significa para ti y para mi llegar lejos... Otros sueñan con ser grandes figuras en la tierra, tu y yo solo queremos amor y respeto. Me gustaría que comprendieses de que tu no tienes porqué ser como los demás, tu eres diferente para mal pero sobre todo para bien y que serás una persona increíble y llena de talento.

Nuestro camino no es fácil, nos encontramos con millones de obstáculos, por eso me gustaría advertirte de la sociedad en la que vives para que no crezcas como yo, llena de temor y de prejuicios, embarcada en una montaña rusa vertiginosa donde de pronto hay una subida y al momento una bajada, destinada a entrar y salir continuamente de depresiones.

Te encontrarás mucha clase de personas. Gente que te dice que hoy en día hay que ponerle nombres a todo y que los niños con TDAH no son mas que niños rebeldes, otros que aceptan millones de bajas por depresión pero no aceptan el TDAH, incluso hay quien te dice que esa enfermedad no existe. Algunos profesionales como pedagogos y profesores que se empeñan en ver hiperactivos donde no los hay y luego pasa lo que pasa, que la sociedad nos estigmatiza y dice que ahora está de moda ser hiperactivo por la sencilla razón de que a muchos niños los diagnostican sin hacerles el estudio completo. Luego está el amplio grupo de asociaciones, mamás y papás que se niegan a aceptar el tratamiento y que se creen que ese problema se resuelve de otra manera, que no es necesaria la medicación. Pero por ese grupo tambien he pasado yo y tengo que decir que la medicación es de gran ayuda.

Durante tu etapa infantil y adolescente te pondrá toda clase de etiquetas, que si eres desorganizado, despistado, que si no acabas lo que empiezas incluso dirán de ti que eres un desastre. Por momentos te sentirás solo e incapaz de tener una vida "normal" Te catalogarán como insociable, anarquista, rebelde, transgresor de las normas, inquieto, revoltoso, pesado, charlatán, inaguantable, desquiciante... Pero debes obviar todo eso pues esas etiquetas son el verdadero problema del TDAH, son las que hacen que no tengas interés en nada, que mientas para tener algo que le pueda interesar al resto y así dejen de aislarte, que no te quieras a ti mismo y que pongan tu autoestima por el suelo. Las cosas serían mas fáciles para todos nosotros si nuestra sociedad estuviese sensibilizada y tuviese un concepto real de nuestro problema en vez de restarle o sobrevalorar la importancia que tiene. 

Tu vida sería mas sencilla si en el colegio, en lugar de tratarte como un niño “especial” se molestaran en tener un poquito de paciencia, porque no eres un niño con retraso, eres un niño inteligente, creativo, un niño que tiene mas imaginación que el resto y que la emplea para salir adelante en los problemas que se presentan sean graves o leves. Desgraciadamente el TDAH tiende a volverse crónico y tal vez llegues a tu edad adulta cargando con ello.

El mundo de los adultos es aún más cruel. En tu trabajo te infravalorarán y te pondrán puestos inferiores a tu valía porque ya han dado por hecho que no vas a llegar más lejos. Te discriminarán y tal vez la vocación que tenías desaparezca. Debido a tu transparencia tendrás pocos amigos pero buenos y habrá mucha gente que te haga daño porque sabe como hacerlo y habrá mucha gente que te admire pero que te rechace por carecer de la paciencia suficiente para pasar un par de horas a tu lado. Y llegará un momento en que dejes de querer ser tu mismo y de entregarte de cuerpo y alma a tus causas o a todo aquello que amas. Pasaras por fases en las que negarás que tienes un problema, luego te refugiarás en él pidiendo a gritos que te acepten y exigiendo la atención de la gente. Es en ese momento cuando debes ser fuerte una vez más y no desistir. Debes aceptar quien eres y ver el lado positivo de tu enfermedad pues, aunque no lo creas, tambien lo tiene.

Por eso te ruego que no escuches los comentarios que hagan los demás de ti, te pido que luches y que sigas hacia adelante, que tarde o temprano, tu esfuerzo será recompensado y encontrarás tu lugar en el mundo al igual que lo hicieron Michael Phelp, Pablo Motos, Leonardo Da Vinci, Vangogh, Robie Williams, Magic Jonshon y muchos otros mas.

Se que no te presento un mundo de color de rosa como los cuentos que lees, pero a pesar de todo quiero animarte a encontrar esa felicidad que tanto ansías y me gustaría regalarte una cita para que la recuerdes en los momentos de debilidad.

“Si ves aun cojo no le obligas a correr, porque a vista de todo el mundo está que eso es cruel. El TDAH es algo que no se ve por eso habrá mucha gente que no te podrá entender. Pero la gente como tu, es la que cambia el mundo.” Jose Luis Fernández Sastre.

Sigue tu camino, intenta no dejar que todo esto te influya negativamente, tal vez en un par de años te vuelva a ver, lejos de esta sala de espera y viviendo el destino con el que siempre has soñado. Yo creo en ti, yo me muevo por el TDAH.

Fuente:

http://comunidades.farodevigo.es/blogs/xirasola/yo_me_muevo_por_el_tdah-1552.html?mid=5582

3 comentarios:

Xirasola dijo...

Este relato lo he escrito yo. Al menos poned mi nombre de autora: Paula Xirasola

https://youtu.be/9Xm6qcgyzoA

Manuel Rodríguez dijo...

Estimada Patricia:
Cuando publiqué tu valioso escrito (diciembre de 2011) hice referencia al enlace del que lo reproduje. Ahora observo que éste está roto. No tengo ningún problema en poner la autoría del mismo por supuesto. Un abrazo
Manuel

Xirasola dijo...

Gracias por la corrección... Pero me llamó Paula. Saludos