Traductores

English plantillas curriculums vitae French cartas de amistad German temas para windows Spain cartas de presentación Italian Dutch Russian Portuguese Japanese Korean Arabic Chinese Simplified

Hechos, valores y TDAH: Actualización de las controversias

 JOAQUIN DIAZ ATIENZAJoaquín Díaz Atienza (traducción)

El Hastings Center, un instituto de investigación en bioética, ha desarrollado la celebración de una serie de 5 talleres para examinar las controversias en torno a la utilización de medicamentos en el tratamiento de los trastornos emocionales y de conducta en los niños. Estos talleres reúnen a médicos, investigadores, académicos y activistas desde diversas perspectivas y desde diferentes ámbitos. Nuestro primer comentario en el CAPMH, y que surgió a partir del primer taller, explica el método y explora las controversias en general. Este último comentario, que surge de nuestro segundo taller, explica por qué las personas informadas pueden estar en desacuerdo con el diagnóstico de TDAH y su tratamiento. Sobre la base de lo que los participantes del taller dijeron, así como nuestra comprensión de la literatura científica, se elaboraron 8 puntos.
  1. La etiqueta de TDAH se basa en la interpretación de un conjunto heterogéneo de síntomas que causan deterioro.
  2. Dado que los síntomas y discapacidades son dimensionales, hay un inevitable "zona de ambigüedad o incertidumbre", que la gente razonable interpreta de manera diferente.
  3. Muchas otras variables, tomadas a partir de los diferentes sistemas y herramientas de diagnóstico, los diferentes estilos de crianza y expectativas de los padres, también ayudan a explicar por qué las conductas asociadas con el TDAH puede ser interpretadas de manera diferente.
  4. Debido a que las personas tienen puntos de vista diferentes acerca de los objetivos propios de la psiquiatría y la crianza de los hijos, algunas personas estarán más o menos en acuerdo/desacuerdo en tratar a los sujetos que se encuentran en la zona de ambigüedad o incertidumbre.
  5. Reconocer que la naturaleza no ha establecido ninguna línea que nos aclare definitivamente entre niños afectados y no afectados, así como que el establecimiento de esta línea es responsabilidad de unos profesionales que, en última instancia, son los que deciden el diagnóstico, en modo alguno disminuye la importancia de TDAH.
  6. Una vez que se diagnostica el TDAH, la información científica relacionada con el tratamiento más eficaz es complicada e incompleta. Contrariamente a lo que suele pensar popularmente, los tratamientos conductuales, solos o en combinación con dosis bajas de medicación, puede ser eficaces en la reducción a largo plazo de los síntomas nucleares del TDAH y en la mejora de muchos aspectos del funcionamiento general.
  7. Especialmente cuando un niño ocupa la zona de ambigüedad, las personas harán hincapié en uno u otro tratamiento dependiendo de su sistema de valores.
  8. En definitiva, la toma de decisiones informada requiere que los padres (y en la medida de sus posibilidades, los niños) tengan información sobre la incompleta información científica existente en lo que respecta al diagnóstico y al tratamiento del TDAH.
SEGUIR LEYENDO


Fuente: http://diazatienza.es/